martes, abril 13, 2021

¿Qué pasó con? Roberto Moll

Peruano de nacimiento, boricua por ascendencia y venezolano por adopción, así es este veterano actor que triunfa en las tablas y la TV

El personaje de Mauro Sarría Vélez terminaría dándole a Roberto Moll no solo el reconocimiento que, tal vez, le hacía falta; sino también la oportunidad, sin pedirla, de terminar siendo el protagonista de Por Estas Calles. La recordada producción dramática de Radio Caracas Televisión de 1994 no pudo manejar bien el éxito y, luego de que su escritor renunciara a alargarla, el protagonista cambiara de canal y muchos actores desertaran a su papel; el del temido narcotraficante terminó con el crédito principal.

Ciertamente, para ese momento, Moll era ya un actor reconocido. Como muchos de quienes participaron en esa producción de Ibsen Martínez. Pero ante las vueltas que los ejecutivos le dieron para “estirarla”, no todos tenían la madera para tratar de aquel desbarajuste funcionara. Y él lo tuvo.

Peruano de nacimiento, descendiente de puertorriqueño y venezolano por adopción, el actor comenzó en el teatro desde muy joven. En su Lima natal, se convirtió, en el último año de bachillerato en presidente del club de teatro. Ahí comenzó su carrera.

No obstante, y en parte para complacer a sus padres, entró a la Universidad y estudió Administración de Empresas y Comunicación Social, sin desligarse de la actuación. Ya graduado, tuvo la oportunidad de viajar a la Universidad de Vincennes, en París. Ahí, tuvo la oportunidad de hacer talleres de actuación con Norma Aleandro y José Mon.

Lea también: Rapero DMX está en estado crítico por sobredosis

Roberto Moll se va a Venezuela

De regresó a Perú, Roberto Moll debutó en las telenovelas de su país, dándose a conocer en Carmín. Poco después, decidió emigrar a Venezuela y comenzó a participar en teatro. Rápidamente, el grupo Rajatabla le dio la oportunidad de estar en sus filas.

Más tarde, dio el salto a la televisión. Su debut, con un tímido papel fue en la exitosa Cristal . Le seguirían otros títulos como AbigaílKassandraEl desafío y Reina de corazones. En el interín de estas producciones llegó el papel del narcotraficante Mauro Sarría Vélez en Por estas calles. Muchos aseguraron que el personaje estaba, como la mayoría de los dramático, inspirado en la realidad. En el colombiano Pablo Escobar, para más precisión.

Luego de eso vinieron otras producciones, tanto en Venezuela como en el exterior. Entre ellas, La mujer de Judas, El clon, la versión latina de la homónima brasilera y en la que interpretó al médico polémico; Mis tres hermanas y Anita no te rajes.  

En 2012, Roberto Moll volvió a residenciarse a su país. Y lo hizo a propósito del montaje de la obra de teatro Drácula. En la misma interpretó al doctor. En las tablas peruanas, tuvo también la oportunidad de interpretar, antes de la pandemia, a Beethoven en la pieza Inmortal.

El agua hasta el cuello

El cine también le ha dado oportunidades. Entre los títulos están Luna llena, Dragones: destino de fuego, Por un polvo, Cielo oscuro y La planta insolente. Esta última cinta, casi, le cuesta la vida al actor.

La historia giraba en torno Cipriano Castro, presidente venezolano quien murió en el exilio luego de ser derrocado. El director Román Chalbaud lo llamó para ese papel. La escena final de la cinta se grabó en la mitad del rodaje, en las costas del estado Falcón.

En la misma, Castro, según el relato histórico, se encontraba exiliado en Puerto Rico. Pero era tanto el amor por su país que un día tomó la decisión de volver a Venezuela caminado. Siendo Borinquen un país no había manera de hacerlo sino en el mar. Huelga decir que se ahogó…. Y Moll casi, sin quererlo lo emula.

Una fuerte neumonía lo puso al borde la muerte. Al punto de que en un momento los médicos le dijeron a su única hija, Natasha, que preparara todo lo concerniente a su sepelio. Pero tras 15 días en coma, Moll despertó. Luego tuvo que someterse a terapias para volver a recuperar su cuerpo. Pero, gracias a Dios, todavía puede contarlo.

Vida sin escándalos

Roberto Moll se casó dos veces. En Perú con su colega y compatriota Ana María Jordán. Y en Venezuela con Camencita Padrón. Con ella procreó a su única hija, Natasha. Sin embargo, tras casi 30 años de matrimonio, la pareja se separó.

Actualmente, Roberto Moll, de 71 años, vive en Perú, donde también residen su hija y sus dos nietas. Trabaja en el teatro y en la televisión.

Ricardo Moll con su hija Natasha. Foto Instagram
Ricardo Moll con su hija Natasha. Foto Instagram

LO MÁS LEÍDO

ARREAZA trata a EE.UU. de “irracional” y a Colombia de “vecino incomodo”

El canciller de Maduro, Jorge Arreaza, se refirió a la relación de Venezuela con EE.UU., Colombia y la Unión Europea.

VIVEN ENTRE LAS TUMBAS de la Cota 905 en Venezuela – Testigo Directo

En las tumbas del Cementerio General del Sur conviven vivos con los muertos.

EE.UU. REITERA que no dará dinero a Nicaragua, Venezuela y Cuba por vulnerar DD.HH.

Los representantes de Estados Unidos detallaron las situaciones de Venezuela, Cuba y Nicaragua y lo que debe cambiar para que dejen de oprimir a...

¿Qué pasó con? Roberto Moll

Peruano de nacimiento, boricua por ascendencia y venezolano por adopción, así es este veterano actor que triunfa en las tablas y la TV El personaje...

Sigue leyendo ↓ ↓