jueves, agosto 11, 2022

LA DOLARIZACIÓN es otro azote para los presos en Venezuela

En las cáceles venezolanas se paga en dólares desde la comida hasta las visitas conyugales

El impacto que ha tenido la dolarización en Venezuela no solo se ha reflejado en el comercio, también ha llegado a las cárceles, donde el pago en divisas se ha vuelto algo cotidiano, pero difícil de llevar, tanto para los presos como para sus familias.

“Igual que afuera, en la misma proporción y en la misma época”, explicó Carolina Girón, directora del Observatorio Venezolano de Presiones (OVP), en entrevista con Bloomberg.

Dice que los reclusos y sus familiares «deben pagar todo en dólares aún antes de ser trasladados. Kit de higiene personal, uniformes y también todo lo que demandan los pranes», agrega

“Quien no tiene acceso a dólares, paga todo en bolívares, pero duplicado. Si son 10 dólares, le tocará pagar 20 en bolívares”, denunció.

Lea también: ¡CUANDO TE COBRAN HASTA POR PESTAÑEAR! La escalofriante realidad de las cárceles venezolanas

Las «tarifas»

Un recluso debe pagar en promedio unos 10 dólares por vivir y hasta 20 «por la causa».

Las visitas conyugales, que son un derecho, cuestan entre entre 10 y 50 dólares. Y en el caso de los penales de mujeres o anexos femeninos, por una toalla sanitaria se debe pagar un dólar a los custodios.

En 2016, el pago por la causa tenía un costo de 1.000 bolívares , equivalente a 2 dólares al precio de ese año.

Pero, para este 2022, el valor de la estadía aumentó a 6 dólares, así lo explica un ex recluso del penal de Tocuyito entrevistado por Bloomberg.

“Se pagaba por todo, ahí la vida es de millonarios. Todo es 2,3 o dólares. Todo está sobre las nubes (…) Hay caminantes o luceros que son los que tienen autorización para desplazarse, otros no, y tienen que pagar por eso”, detalló.

En este sentido, Girón sostiene que la necesidad es lo que ha empeorado el esquema de cobro en divisas.

«Empezó por la falta de comida. El personal y el preso pasaba hambre. La comida del Ministerio se queda en el empleado», lamentó.

Señala que «hacinamiento es otro factor» que incide en la situación.

«Venezuela cuenta con 52 centros de reclusión. Los mismos están discriminados así: 35 de hombres, 1 cárcel de mujeres y 16 anexo femeninos. La capacidad instalada en los penales del país es para 20.438 personas y la población es de 32.200 personas. Esto se traduce en hacinamiento crítico de 158%, de esta población. Del total de presos, 2.500 son mujeres, de las cuales 1.900 viven en anexos femeninos, que no cuentan con las condiciones para la permanencia de mujeres», dijo.

Google News
Síguenos aquí

Mantente actualizado

Suscríbete a nuestro newsletter para recibir noticias y eventos importantes.

Nunca te enviamos spam, ni compartimos tu dirección de correo electrónico.
Aprende más de nuestra política de privacidad.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
LO MÁS RECIENTE
Sigue leyendo ↓ ↓
0
Me encantaría tu opinión, por favor comenta.x