jueves, julio 29, 2021

CIDH presentó informe sobre el paro nacional en Colombia

Miyeilis Flores
Comunicadora Social egresada de la Universidad Central de Venezuela

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) realizó una visita a Colombia los días 8, 9 y 10 de junio para observar el desarrollo de las protestas ocurridas desde el 28 de abril, este 7 de julio presentó el informe

Con el propósito de contribuir a la consolidación del diálogo como mecanismo para la superación de la conflictividad social, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) presenta su informe.

El documento recoge las observaciones y recomendaciones de su visita de trabajo a Colombia realizada del 8 al 10 de junio de 2021.

La CIDH destaca que las observaciones y recomendaciones que se presentaron están basadas en los estándares del sistema interamericano de derechos humanos.

Específicamente lo que tiene que ver con el derecho a la protesta, el uso desproporcionado de la fuerza, la violencia sexual y de género y el enfoque étnico-racial.

Asimismo observó el uso de la figura de traslado de protección y desaparición de personas, el uso de facultades disciplinarias, asistencia militar y la aplicación de la jurisdicción penal militar.

También consideró la protección a periodistas, a la libertad de expresión y el acceso a internet, entre otros.

Lea También: FRACASA primer intento de diálogo con ‘Primera línea’ en Bogotá

Comunicado CIDH

La CIDH difundió un documento titulado ‘Observaciones y recomendaciones: Visita de trabajo a Colombia’.

Allí expone 187 apartes sobre lo que pudo constatar la comisión durante la visita que realizó a Colombia en junio de 2021.

Se trata de un documento de 41 páginas con 187 observaciones y 41 recomendaciones que la CIDH le hace al Gobierno de Colombia.

La CIDH destaca que el objetivo es ayudar al impacto de las protestas en el bienestar del país y sus ciudadanos.

Atendieron los temas sensibles que se denunciaron durante el paro tales como violencia, presencia de estructuras criminales, bloqueos y las denuncias en contra de la fuerza pública, entre otros.

Promueven el diálogo

Destaca el documento que el Estado de Colombia y la sociedad en su conjunto tienen una oportunidad única para revertir la situación actual hacia una nueva etapa de participación ciudadana.

Esto mediante un diálogo efectivo e inclusivo para abordar las demandas legítimas de la población, con el máximo respeto a los derechos humanos y en el marco democrático del Estado de Derecho.

Preocupación por muertes

En el informe, la CIDH se muestra «preocupada» por «el alto número de muertes y personas lesionadas.

También alertan sobre las graves denuncias de personas desaparecidas, violencia sexual y la utilización de perfilamiento étnico-racial.

Igualmente, las agresiones a periodistas y a misiones médicas, el uso de la figura del traslado por protección y denuncias por detenciones arbitrarias».

Sin embargo, admitió que se pudo evidenciar «la presencia y accionar de diferentes estructuras criminales con características particulares en los distintos territorios del país», un tema que había sido negado por distintos sectores sociales y políticos.

«La CIDH urge al Estado a que implemente en forma inmediata y apremiante mecanismos para prohibir e impedir de manera efectiva el uso de la fuerza letal como recurso de control del orden público en casos de protestas», destaca el texto.

Datos concretos

La CIDH destaca que recibió un total de 2.908 solicitudes para brindar testimonio, los cuales fueron revisados.

Del total se logró recabar, priorizando criterios de representatividad y diversidad, al menos 302 testimonios de forma individual y colectiva.

Esto implicó escuchar a más de 500 personas; además, dichos testimonios fueron debidamente registrados, sistematizados y analizados.

La metodología utilizada para la toma de testimonios priorizó el diálogo, la privacidad, seguridad y confianza para las personas entrevistadas.

Solidaridad con las víctimas

Asimismo la CIDH manifestó su solidaridad con todas las víctimas de violaciones a sus derechos humanos en el contexto de las protestas y sus familias.

Destacan que es necesario rendir un homenaje a quienes perdieron la vida y todos los que se vieron afectados.

Tal es el caso de las mujeres víctimas de violencia sexual, las personas que fueron heridas y víctimas de lesiones oculares, las personas desaparecidas.

Recalcan la importancia de la justicia y reparación para ellas y ellos será imprescindible en el reconocimiento de la dignidad humana.

Esto lo consideran prioritario para avanzar en un proceso de reconciliación social, diálogo y reafirmación del Estado social de derecho.

LO MÁS RECIENTE

Sigue leyendo ↓ ↓