viernes, octubre 15, 2021

¿LO MATÓ EL RÉGIMEN? Raúl Isaías Baduel “no tenía COVID”, lo que dijo su esposa sobre la muerte del general

Alicia De La Rosa
@aliciadelarosa

“No es verdad que él tenía COVID”, así de clara fue la esposa del general Raúl Isaías Baduel, Cruz María Zambrano, quien aseguró que sus hijas lo visitaron el pasado sábado y estaba en perfectas condiciones. Exigirá una autopsia con “médicos que no sean de ellos (gobierno). Una petición que está muy lejos de cumplir el gobierno…

Desconcertados, dolidos e indignados. La familia del general Raúl Isaías Baduel no entiende cómo es que el general que lo visitaron sus hijas el pasado sábado 9 de octubre, este martes falleciera por un paro respiratorio por padecer COVID-19.

Estar positivo de coronavirus y con todas las enfermedades prexistentes que padecía el preso político, era motivo suficiente para aislarlo, brindarle atención médica y por sobre todo impedir las visitas por los contagios.

En este caso nada de eso ocurrió y este martes en la noche aparece el fiscal de Nicolás Maduro a notificar por Twitter la muerte del general, por “un paro resiratorio”, producto de “padecer el COVID”.

¿Qué pasó? ¿Cómo pasó? ¿Por qué no hubo una llamada de alguien de la administración de Maduro para decir que Baduel estaba enfermo?

Esta y otras preguntas se hacen los familiares del compadre de Hugo Chávez, quien cayó en desgracia el día que decidió no apoyar más una revolución que viola los derechos humanos.

Lea también: BADUEL ES EL PRESO POLÍTICO número 10 que se le muere a Maduro (+Reacciones)

Su esposa Cruz María Zambrano, entre la rabia y el dolor, habló con la periodista Carla Angola. Dijo que “ni siquiera he recibido una llamada de ningún personaje del gobierno”.

“A nosotros no nos han dicho nada. Simplemente llamé a una persona cercana y me dijo que estaba confirmado por sus hijos que había fallecido porque están en Caracas”.

“Sus hijas lo vieron el día sábado y él estaba bien. Yo estaba preparando todo para ir esta semana independientemente que me dejaran horas y horas parada en la calle (…) Estaba reuniendo sus alimentos y sus cosas que solemos llevarle”, agregó Cruz en contacto telefónico desde Maracay, estado Aragua.

Había recibido la vacuna

Cruz María fue tajante y dijo que el general Baduel “no tenía COVID” y que había recibido la vacuna en La Tumba siete días antes de que lo trasladaran a la sede del Sebin en Helicoide.

Dijo que era muy extraño que la llamaran para decirles que le permitirían la visita del doctor Freddy Montesinos, cuando desde hace dos años no se le permitía visitas de su defensa.

“Fui hace cuatro semanas a visitarlo a La Tumba y le pedía a los funcionarios que le permitieran ver a su hija que tiene 15 años y que tenía más de dos años sin verlo”.

Informó, además, que exigirá con su defensa se le realice una autopsia al cuerpo del general “que no sean médicos de los de ellos (el gobierno). Para mi estas son circunstancias extrañas”.

Recordó que cuando fue a visitar a su esposo, hace cuatro semanas, sus últimas palabras fueron: “Alma, como él me decía, yo me voy a prestar para lavarle la cara al gobierno ante las violaciones de los derechos humanos (…) Yo nunca voy a negociar, yo nunca me voy a prestar”.

La muerte del general Baduel entra en esa lista de presos políticos que han muerto en circunstancias no claras como es el caso del concejal Fernando Albán y el capitán Rafael Acosta Arévalo.

La administración de Nicolás Maduro siempre tendrá una respuesta a su favor, y no existirá investigación alguna para esclarecerla. La mejor excusa será que la COVID les permitirá cremar el cuerpo del general y no dejar evidencia alguna de lo que verdaderamente sucedió.

Venezuela seguirá en el oscurantismo de esto casos…  

LO MÁS RECIENTE
Sigue leyendo ↓ ↓