jueves, junio 17, 2021

«FRONTERAS ROJAS»: una mirada al crimen organizado en los límites entre Venezuela y Colombia

La investigadora Annette Idler publicó el libro «Fronteras Rojas, donde se revela cómo el contrabando de gasolina y otros delitos son el sustento de miles de personas entre Venezuela y Colombia

«Fronteras rojas», es un libro de la investigadora Annette Idler que le da una mirada al conflicto y el crimen que se desarrolla en los límites entre Colombia y Venezuela.

La autora muestra las realidades de estos territorios transfronterizos. El abandono en el cual vive la gente en estas zonas a menudo pasa inadvertido. Las injusticias, violaciones de derechos humanos y el resentimiento que agobian a la gente, pocas veces salen a la luz, publicó la Opinión de Cúcuta.

Lea también: ¿A UN PUNTO DE JAQUE MATE EN PERÚ? Keiko Fujimori supera a Pedro Castillo sin contar el voto rural

El contrabando de gasolina

Tráfico de gasolina y los trueques de drogas por gasolina es uno de esos delitos que se da con más frecuencia.

La autora señala que «tradicionalmente, los indígenas wayúu han controlado el contrabando de gasolina entre La Guajira, en Colombia, y Zulia, en Venezuela». 

La mayor parte de la gasolina es contrabandeada para la distribución regional. Pero también se usa para el procesamiento de las hojas de coca en cocaína.

Concretamente, en la frontera entre Colombia y Venezuela tienen lugar varias formas de contrabando de gasolina. Aunque es una práctica ilegal, las comunidades locales la consideran legítima porque es la base de su estrategia de subsistencia.

En Cúcuta, donde las personas venden la gasolina comprada en San Antonio del Táchira, se considera que el contrabando, particularmente de gasolina, es legítimo:

Cualquiera que cruce la frontera puede ver que el contrabando es un secreto a voces. En los principales pases fronterizos, «es común ver automóviles y camiones con grandes tanques para el contrabando», dice la escritora.

LO MÁS RECIENTE

LO MÁS LEÍDO

Sigue leyendo ↓ ↓