miércoles, diciembre 7, 2022

CONTROLES MÁS ESTRICTOS: en esto consiste la medida para migrantes venezolanos en EE.UU.

El esfuerzo entre México y EE.UU. tiene como objetivo mejorar la seguridad fronteriza al reducir la cantidad de ingresos ilegales de venezolanos y se deriva del éxito del programa Unidos por Ucrania (U4U) que controló la migración masiva de ucranianos

Establecer controles realmente estrictos para la entrada de venezolanos a Estados Unidos, a través de México y acabar con las bandas organizadas que han incurrido en la trata de personas, aprovechando la vulnerabilidad de estos migrantes, son los objetivos principales del acuerdo al que llegaron los gobiernos de Joe Biden y Andrés Manuel López Obrador

De esto se trata el convenio que este miércoles anunció el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), acerca de las «acciones conjuntas con México para reducir la cantidad de personas que llegan a nuestra frontera suroeste y crear un proceso más ordenado y seguro para las personas que huyen de la crisis humanitaria y económica en Venezuela».

Lea también: NO MÁS DARIÉN: EE.UU. aplica medida humanitaria para venezolanos -VIDEO IMPACTO VENEZUELA

Multiplicación de migrantes

Según el texto del acuerdo Biden-López Obrador, la medida se toma porque «casi cuatro veces más venezolanos que el año pasado intentaron cruzar nuestra frontera sur, poniendo sus vidas en manos de despiadadas organizaciones de contrabandistas».

Las acciones que Estados Unidos y México anuncian «tienen como objetivo abordar la migración irregular más aguda y ayudar a aliviar la presión sobre las ciudades y estados que reciben a estas personas», asegura el comunicado.

Ratifica que «con vigencia inmediata, los venezolanos que ingresen a los Estados Unidos entre puertos de entrada, sin autorización, serán devueltos a México».

Al mismo tiempo, «Estados Unidos y México están reforzando sus operaciones coercitivas coordinadas para atacar a las organizaciones de contrabando de personas y llevarlas ante la justicia», agrega.

Esa campaña incluirá «nuevos puntos de control de migración, recurso y personal adicionales, objetivos conjuntos de organizaciones de contrabando de personas y mayor intercambio de información relacionada con nodos de tránsito, hoteles, escondites y lugares de preparación».

Adicionalmente, «Estados Unidos también planea ofrecer asistencia de seguridad adicional para ayudar a los socios regionales a abordar los desafíos migratorios en el Tapón de Darién».

Eviten cruzar ilegalmente

Este esfuerzo integral para reducir la migración irregular de venezolanos también incluye «un nuevo proceso para traer de manera legal y segura hasta 24,000 venezolanos calificados a los Estados Unidos», señala el texto.

Añade que «EE.UU. no implementará este proceso sin que México mantenga su esfuerzo independiente, pero paralelo para aceptar el retorno de los ciudadanos venezolanos que se salten este proceso e intenten ingresar de manera irregular».

“Estas acciones dejan en claro que existe una forma legal y ordenada para que los venezolanos ingresen a los Estados Unidos, y la entrada legal es la única forma”, dijo el secretario de Seguridad Nacional, Alejandro N. Mayorkas.

“Aquellos que intenten cruzar ilegalmente la frontera sur de Estados Unidos serán devueltos a México y no serán elegibles para este proceso en el futuro. Aquellos que sigan el proceso legal tendrán la oportunidad de viajar de manera segura a los Estados Unidos y ser elegibles para trabajar aquí”, remarcó el funcionario, en una declaración de prensa.

Este esfuerzo tiene como objetivo mejorar la seguridad fronteriza al reducir la cantidad de venezolanos que buscan ingresar irregularmente a los Estados Unidos.

Se deriva del éxito del programa Unidos por Ucrania (U4U), que redujo los flujos en la frontera al crear un proceso ordenado para la entrada de ucranianos que huían de la invasión rusa de Ucrania.

El DHS seguirá de cerca la implementación de este proceso y los esfuerzos independientes y paralelos de México, y puede considerar expandirlo en el futuro.

Para ser elegible, los venezolanos deben:

Tener un patrocinador en los Estados Unidos que brindará apoyo financiero y de otro tipo;
pasar rigurosos controles biométricos y biográficos de seguridad nacional y seguridad pública; y vacunas completas y otros requisitos de salud pública.


Los venezolanos no son elegibles si:

Se les ha ordenado su expulsión de los Estados Unidos en los cinco años anteriores;
haber cruzado sin autorización entre puertos de entrada después de la fecha del anuncio;
haber ingresado irregularmente a México o Panamá después de la fecha del anuncio, o ser residente permanente o con doble nacionalidad de cualquier país que no sea Venezuela, o tener actualmente la condición de refugiado en cualquier país; o no han completado las vacunas y otros requisitos de salud pública.


Los migrantes venezolanos no deben viajar a México para intentar ingresar a los Estados Unidos.

Los venezolanos aprobados a través de este proceso serán autorizados caso por caso para viajar a los Estados Unidos por vía aérea directamente a un puerto de entrada interior, aliviando así la presión en la frontera. Una vez en los Estados Unidos, serán elegibles para solicitar una autorización de trabajo.

DHS administrará el proceso, trabajando con las comunidades y otros socios. Cualquier persona residente en los EE. UU. con estatus legal, incluidos los representantes de empresas u otras organizaciones o entidades, puede apoyar a un posible beneficiario de Venezuela.

Un «padrino» debe demostrar que tiene los medios para brindar apoyo financiero y de otro tipo al beneficiario.

En los próximos días, los simpatizantes potenciales pueden presentar una solicitud al DHS para apoyar a los venezolanos elegibles a través de www.uscis.gov/Venezuela.

Las personas y los representantes de organizaciones que deseen postularse como patrocinadores deben declarar el apoyo financiero de la organización y deben pasar verificaciones de antecedentes de seguridad para protegerse contra la explotación y el abuso.

El Departamento de Estado también participará en una sólida campaña de mensajes en la región para informar sobre este nuevo proceso y las consecuencias de intentar ingresar de manera irregular.

Compromiso renovado

Estados Unidos también está renovando su compromiso de abordar las causas fundamentales de la migración y apoyar a los países de la región que se ven más afectados por estos flujos.

Por ese motivo, EE.UU. ha anunciado casi $817 millones en nueva asistencia desde septiembre de 2022 en virtud de la Declaración de Los Ángeles sobre Migración y Protección.

Esto incluye más de $240 millones en nueva asistencia humanitaria y de seguridad regional, $376 millones en asistencia humanitaria adicional para las personas afectadas por la crisis regional de Venezuela y más de $199 millones en asistencia humanitaria adicional para México y América Central.

Facebook Comments
Google News
Síguenos aquí

Mantente actualizado

Suscríbete a nuestro newsletter para recibir noticias y eventos importantes.

Nunca te enviamos spam, ni compartimos tu dirección de correo electrónico.
Aprende más de nuestra política de privacidad.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
LO MÁS RECIENTE
MÁS SOBRE ESTE TEMA
Sigue leyendo ↓ ↓
0
Me encantaría tu opinión, por favor comenta.x